miércoles, 5 de abril de 2017

Asilo de Vitoria

Grupo de internos en el comedor
"A los que padecían trastornos psíquicos se les llamaba alienados, residían aparte y estaban divididos en furiosos, agitados y tranquilos. Además de los casos agudos, también llegaban muchos enfermos que hoy día reciben atención externa. E incluso un grupo de brigadistas internacionales que estuvo en el campo de concentración de Nanclares de la Oca. El último de ellos con vida fue un polaco que no sabía hablar español y que se encerró durante más de 40 años en un mutismo absoluto."
(Fuente: www.elpais.com)

0 comentarios :

Publicar un comentario

´